Hallaron una obra desconocida de Johann Sebastian Bach

 

“Estuvo tres siglos en una caja de zapatos”. Es una pieza para soprano y clavicordio, que fue compuesta en octubre de 1713.

 

Luke Harding y Charlotte Higgins. THE GUARDIAN. ESPECIAL

 

urante tres siglos estuvo escondida en una vieja caja de zapatos, oculta debajo de un par de hojas en blanco. Este lunes, estudiosos de la música de todo el mundo celebraron el descubrimiento de una obra desconocida del compositor alemán y genio de la época barroca, Johann Sebastian Bach.

La obra, para soprano y clavicordio, fue compuesta en octubre de 1713 como regalo de cumpleaños para el mecenas de Bach, el duque Wilhelm Ernst de Sajonia Weimar. Bach, que por entonces era organista en Weimar, escribió la composición para que acompañara a un poema de 12 estrofas dedicado al duque, pero su existencia fue olvidada rápidamente. El manuscrito fue aparentemente arrebatado y guardado en una caja, junto con muchos otros poemas y cartas escritos para celebrar el cumpleaños 52º del duque.

La biblioteca en Weimar en donde esta música fue guardada durante varios siglos se incendió hace poco pero, accidentalmente, la caja con la partitura ya había sido sacada del lugar. Hace dos semanas, un integrante del Archivo Bach de Leipzig, Michael Maul, descubrió la composición mientras buscaba material sobre la tempestuosa pero mal documentada vida de Bach. La caja contenía más de 100 poemas y versos, junto con un "aria estrófica".

Las pruebas que muestran que esta obra era genuina aparecieron cuando los expertos compararon el manuscrito con la letra de Bach.

"Después que Michael y yo comprobamos que (esta composición) era de Bach, realmente abrimos una botella de champaña", reveló este martes el Dr. Peter Wollny, jefe de Investigaciones en el Archivo Bach de Leipzig.

"La última vez que se descubrió algo de Bach fue hace 80 años. Hasta ahora sólo la escuchamos en la computadora, pero se trata de una obra deliciosa, escrita para un cantante, un soprano", agregó.

El director de orquesta británico sir John Eliot Gardiner, a quien el Archivo Bach pidió que interpretara y grabara el aria, dijo: "Me pareció emocionante".

Sir Gardiner cree que esta aria formaría parte de una cantata más extensa. "Es absolutamente hermosa. Fueron muchas las cantatas de Bach que desaparecieron después que él murió. Su hijo, Wilhelm Friedemann Bach, fue bastante desordenado con las cosas de su padre. Subastó manuscritos, perdió otros y hasta usó algunos para hacer fuego. Por ello es que cuando aparece algo como esto me parece maravilloso."

"Es una pieza que tranquiliza y lleva a meditar y reflexionar, como es en general toda la música de Bach para la Iglesia. No va a conmover al mundo, pero es maravilloso que podamos contar con ella ya que cada una de sus cantatas y arias se encuentra en un nivel completamente distinto al de to dos sus contemporáneos".

Sir Gardiner piensa grabar la pieza antes de Navidad e interpretarla en el Cadogan Hall de Londres el próximo 18 de diciembre.

El doctor Wollny dijo este lunes que esta nueva composición del músico alemán echa una nueva luz sobre la enigmática carrera de Bach en Weimar, una pequeña ciudad del centro de Alemania, que después hizo famosa Goethe pero que en aquel momento se jactaba de tener 5.000 habitantes.

La caja en donde se encontró el manuscrito fue retirada de la biblioteca, reveló Wollny, porque el investigador, un encuadernador, estaba interesado en el raro papel en el que estaba escrita el aria.

 

                                                            TRADUCCION: Silvia S. Simonetti

                                                                                FUENTE: clarin.com

 

“DEJE SU OPINIÓN EN EL LIBRO DE INVITADOS, GRACIAS”

DEJE SU OPINIÓN